COLABORA EN NUESTRO PATREON

Tax Evaders; porque de pan vive el hombre…

Tax Evaders; porque de pan vive el hombre... 1

No hace falta haber leído a Naomi Klein o Noam Chomski (aunque es muy recomendable hacerlo) para darse cuenta de que, a menudo, las megacorporaciones son EL MAL. Vivimos en una época en que las políticas de austeridad y recortes sociales asfixian a los menos pudientes con la excusa de que es la única manera de salvar una economía que ella solita se ha metido en dicha situación. Mientras tanto, empresas milmillonarias a las que les sale el dinero por las orejas se aprovechan de hábiles estratagemas para ahorrarse unos impuestos que vendrían genial a la sanidad o la educación. En fin, no es mi intención sensibilizaros contra las injusticias, para eso ya está Tax Evaders.

Abogado maligno Seal of Approval
Abogado maligno Seal of Approval

Tax Evaders es uno de los mejores ejemplos de newsgaming, una nueva corriente de videojuegos que buscan hacer reflexionar al jugador acerca de diversos temas de actualidad mediante mecánicas y experiencias jugables. No es la primera vez que hablamos de este concepto en Nivel Oculto, sin ir más lejos Twinsen ya nos trajo Riot, un impresionante «simulador de disturbios» y Dr. Alemán habló en su momento de Dársenas: El Tesorero Corrupto, videojuego patrio en el que todo parecido con la realidad es pura casualidad.

En el caso de Tax Evaders controlamos a una pequeña multitud de gente que, adaptando las mecánicas clásicas de Space Invaders, bombardeará (o se defenderá de las bombas) a una buena lista de megacorporaciones aliadas con el capitalismo. Muy a grandes rasgos se nos explicará el funcionamiento del fraude fiscal legal que, armadas con sus superabogados, cometen constantemente. La recompensa por completar Tax Evaders es aún mejor que el propio juego: bombardear en la realidad a BP, CityBank, Facebook o Microsoft. ¿Cómo? mediante incómodos tweets que les recuerdan lo mucho que deben (con las cifras reales, por cierto). Por el camino verás al gobierno aliarse con las multinacionales o a los recortes sociales mermar a la población. Muy gráfico todo.

Evidentemente el juego está centrado en Estados Unidos, de allí son las cifras y la ambientación, pero ello no significa que no sea absolutamente aplicable a España, al contrario, el asunto aquí es todavía más flagrante así que ten presente lo siguiente: puedes jugar a Tax Evaders desde su página oficial, y después puedes volver y contarnos qué te parece en los comentarios.

X