In Análisis, PC, Zona Indie

Home

Crítica

Home es uno de los últimos hitos indies, uno más en la bienaventurada horda de pequeños juegos que aparecen para sacarnos una sonrisa. En este caso llegaba a Steam el último día de agosto por un precio irrisorio (menos de 2€) y prometiendo dosis de horror y juego con el propio jugador. A esto habría que añadirle algo de pixelart (que tan de moda está ahora) y una banda sonora desconcertante.

El juego de Benjamin Rivers es, ante todo, honesto. Cumple lo que promete y no se tira el rollo cuando nos dice que las decisiones que tomemos moldearán la trama de manera muy sencilla. Despertamos en una casa que no conocemos, a oscuras, y sólo tendremos una linterna y lo que vayamos encontrando para descubrir qué nos ha pasado. El control es lateral, utilizando las teclas de dirección y una de acción para examinar objetos, abrir puertas…

Así, Home empieza a jugar con nosotros. La música nos pone en tensión, y el pixelart nos logra transmitir las escenas más escabrosas mientras avanzamos. De cuando en cuando se nos plantearán decisiones muy sencillas, de respuesta sí/no y de esa manera iremos construyendo la historia alrededor del protagonista. Los puzzles son muy sencillos (encontrar una llave un piso más arriba, mover una válvula…), los escenarios no son demasiado grandes y es muy difícil perderse, por lo que hablaremos de alrededor de una hora de duración. Ahora, es precisamente la posibilidad de escribir la trama e irla variando lo que dota al título de una enorme rejugabilidad, que nos hará ir tomando decisiones distintas una y otra vez para ver con qué conclusión topamos y a través de qué camino hemos transitado para llegar a ella.

home2

¿Es Home un videojuego, o no? Dependerá mucho de quien se acerque a él su definición. Aquí no lo tenemos demasiado claro, pero nos parece un título meritorio con muy buenas ideas, un buen valor de rejugabilidad y un precio asequible.

Con una jugabilidad tan sencilla y una orientación tan basada en la trama, cabría preguntarse si a Home le pasa lo mismo que a Dear Esther: ¿es realmente un videojuego? Puede que no. Su pariente más cercano son las novelas del estilo “elige tu propia aventura” que tan de moda estuvieron hace décadas, y se comporta de la misma manera. Avanzar es sencillo, y será lo que decidamos lo que nos moverá entre un número de posibilidades. Evidentemente es una experiencia multimedia, y el hecho de manejar al protagonista logra que nos sumerjamos más en la historia, que nos coma el suspense y temamos la conclusión final (muy trabajada).

Sea como fuere, el verdadero valor de Home se encuentra en la manera en la que ocupa la cabeza del jugador. Ya sea como videojuego, ya sea como historia (levemente) interactiva, a lo largo del recorrido nos hace temer las decisiones que vamos a tomar, nos hace anticipar sorpresas desagradables y nos hace sentir, en general, tal y como se va sintiendo el protagonista. De manera muy sencilla rompe con la cuarta pared y sumerge al jugador en la trama y le castiga haciéndole tomar decisiones. Mejor aún, cuando hayamos terminado, lo que hemos vivido se quedará un rato paseando por nuestra cabeza: ya sea para rellenar los huecos que nos hayan quedado en la trama, ya sea para preguntarnos qué ha pasado realmente o por qué hemos tomado determinadas decisiones. Y así, con avidez, volveremos a jugar para intentar cambiar nuestro destino.

Visto esto, desde aquí pensamos que al precio al que se encuentra es una experiencia muy recomendable. Como pegas, el jugador encontrará la barrera del idioma (únicamente en inglés) y el tedio que le puede suponer lo fácil que es avanzar, lo poco “jugable” que es el título. Superado esto, queda por delante un pequeño espacio de tiempo plagado de buenas ideas.

Javier Alemán
Javier Alemán
Co-administrador de Nivel Oculto. Escribo libros y vivo una hora por detrás del mundo civilizado. Una vez Juanma me emborrachó en un restaurante alemán.
Showing 10 comments
  • Ekon
    Ekon
    Responder

    Una experiencia Indie la mar de maja que pierde encanto por su facilidad.
    El tema del idioma le ocurre como a Superbrother: Sword & Sworcery que a veces resulta algo difícil de seguir y enterarte de la trama, pero aun así es un gran juego aunque facilon.

  • cyber2
    cyber2
    Responder

    De acuerdo, me lo acabas de vender. Esperaré a que baje de precio porque lo veo un poco caro. xD Vale, es broma, pero si no lo compro inmediatamente es porque se me acumulan los juegos pendientes. En cuanto acabe un par que tengo a medias, me haré con él.

  • Dr.Alemán
    Dr.Alemán
    Responder

    Gracias a los dos por los comentarios, sois excesivamente bonicos.

    Realmente al precio al que está es casi delito no pillarlo, aunque entiendo que quieras dejarlo en la cola. Lo bueno es que para una pachanguita da, en una horita en la que no tengas nada que hacer te pones y sacas el primer recorrido. 

pingbacks / trackbacks
  • […] debate sobre lo que es un videojuego y lo que no. Resulta curioso que cuando aparecen Dear Esther o Home, ambos títulos independientes, surgen como setas en un humedal las opiniones al respecto. No […]

  • […] al infierno de sus controles tampoco me atrevo a opinar. Zona IndieHome: 0,67€ A Dr.Alemán le gustó con moderación.The Haunted: Hells Reach: 2,49€ Como absoluto fan de la serie B no puedo por más que rogaros que […]

  • […] With You es lo nuevo de Benjamin Rivers. Los más bonicos del lugar lo recordaréis por Home, ese pequeño videojuego de terror capaz de helar la sangre con unos pocos píxeles y ni un solo […]

  • […] largo que hablamos por primera vez de Alone With You, el siguiente título de Benjamin Rivers (Home). Un juego que parte de una base de ciencia ficción (un astronauta varado en un planeta […]

  • […] empieza Alone With You, la aventura de romance y ciencia ficción de Benjamin Rivers (Home). En medio de un planeta hecho mierda en el que no somos bienvenidos, donde todo se ha ido al […]

  • […] sido ver este The Long Reach en Greenlight y acordarme rápidamente de videojuegos como Home o Lone Survivor. Y creo que no tienen demasiado que ver, salvo en la estética sacada de la época […]

  • […] la serie de televisión The Twilight Zone de Rob Serling; además de alusiones a los videojuegos Home (Benjamin Rivers Inc., 2012) y The Last Door (The Game Kitchen, 2013). Es un paseo corto que te […]

Leave a Comment

Send this to a friend