Nanopesos: La miseria cotidiana

Javier Alemán

A ustedes es probable que esto no les importe mucho, pero desde que leo a Marta Peirano y Evgeny Morozov estoy como a dos pasos de ponerme un gorrito de papel de plata y tratar de borrar todo mi rastro digital. La extracción de datos llegó para quedarse y poco a poco nos damos cuenta de que igual no es la mejor idea darle información personal a todo el que nos pida. Y de toda esa sarta de apps que quieren robarnos datos, quizá la que más me llame la atención sea la de aplicaciones destinadas a gestionar mejor tu dinero: ¿en algún momento pensamos que era buena idea dejar acceder a terceros a nuestras cuentas bancarias a cambio de un par de consejos de mierda? No lo hagan. De paso, hoy les vengo a hablar de algo parecido pero en bueno: Nanopesos.

Obra de la chilena Camila Gormaz, que ya conocemos en esta web por Long Gone Days, Nanopesos quiere ser un simulador de financias personales, pero sin robarte los datos y con un marcado carácter pedagógico. Porque aquí de lo que se trata es de llegar a fin de mes con el salario mínimo o el salario mediano. Chile, por si no se han enterado, es un país que ahora mismo está ardiendo por una plétora de razones, siendo la desigualdad una de las más importantes. Así que, ¿por qué no hablar sobre la miseria haciendo que tengamos que gestionarla?

Quizá la respuesta a esta intromisión por parte de terceros debería ir en este sentido: en el campo de la simulación y la ficción para entender a quien está peor. Y eso no impediría realizar experiencias similares en las que elijamos nosotros el punto de partida, ¿no? Sea como sea, Nanopesos es valioso como entidad propia, poniéndonos en la piel del chileno medio que padece salarios ruinosos y un alza de precios que a todas luces resulta injustificable. Así que corran a itch.io y entre todos hablemos con un poco más de conocimiento de causa.

About
Javier Alemán
Co-administrador de Nivel Oculto. Escribo libros y vivo una hora por detrás del mundo civilizado. Una vez Juanma me emborrachó en un restaurante alemán.
Comments
  • Avatar
    Maricella
    Responder

    Como chilena no he querido jugarlo, por que siento que terminaré llorando frente al computador, como varios amigos que sí lo hicieron. La situación simplemente es terrible, pero no voy a hablar de eso aquí, no ahora por lo menos.
    Y ojo, que este juego asume que vives solo, si agregaran la opción madre / padre solo o con pareja estoy segura que sería aún peor…

Dejar un comentario

Send this to a friend