Before We Leave: Reconstruyendo la civilización

Javier Alemán

Hablamos mucho (¡y quizá deberíamos hacerlo aún más!) sobre la violencia en el videojuego. Sobre cómo lo videolúdico se construye sobre un entramado de agresión y cuya principal reacción ante el otro es, en demasiadas ocasiones, disparar. No significa esto que no haya videojuegos en los que no ser violento o que haya que abolir los juegos en los que lo eres, sino que más bien el canon, ese juego de aventuras en tercera persona con saltos y sigilo, se ha ido inclinando demasiado hacia los disparos. Además de eso, seguimos contando con muchos géneros en los que el conflicto es una parte inevitable, y a veces uno solo querría construir y que le dejaran en paz. Yo mismo en Civilization apenas tengo interés en la parte bélica (y así me pasa) y desearía más opciones de cooperación o simplemente que me dejaran a mi aire. Si les pasa eso, les presento Before We Leave.

El propio SimCity es un citybuilder sin conflictos armados, así que el juego de Balancing Monkey Games no es que presente algo novísimo. Pero sí lo hace a una escala un poco más grande. Encarnamos los restos de una civilización que colapsó y se refugió en el subsuelo de su planeta antes de la catástrofe. Tocará volver a la superficie y empezar a reconstruir, con calma y tranquilidad, reuniendo a nuestros congéneres y rehaciendo el mundo de sus antepasados. Y no sólo en nuestro planeta, sino también en los colindantes. No habrá que liarse a pedradas con nadie ni competir por los recursos, y seremos nosotros los que marquemos la velocidad y ritmo al que queramos jugar.

Me gusta este énfasis que hace Before We Leave en la paz y la calma, en tener un rincón apacible del universo para nosotros y poder explorarlo sin prisas y sin la amenaza de una potencia armamentística. Quizá a ustedes también les guste o quizá el nicho de este juego sea yo. Su fecha tentativa es “cuando esté listo”, y yo estaré listo también.

About
Javier Alemán
Co-administrador de Nivel Oculto. Escribo libros y vivo una hora por detrás del mundo civilizado. Una vez Juanma me emborrachó en un restaurante alemán.
Showing 2 comments

Dejar un comentario

Send this to a friend