En Noticias

A todos los que estamos aquí nos gustan los videojuegos. Todos creemos conocer todos sus entresijos y detalles, pero también curiosamente estamos constantemente enfrentados y separados por los detalles más básicos y elementales.

Os pongo varios ejemplos: Tekken vs Street Fighter. Por supuesto que existen personas que disfrutan ambos juegos, pero parece que o te gusta Tekken o eres gilipollas, o viceversa.
Xbox 360 o Playstation: Aqui hay otra lucha encarnizada, porque claro, o eres jugador de xbox 360 o eres un Sony fanboy. Aquí el concepto hater ayuda mucho a separar a las personas, porque no se trata de una preferencia, se vive como un ataque personal del contrario.
PES vs FIFA: Hace mucho que no juego a estas cosas pero, tiene sentido echar por tierra un título u otro?, en este caso interesa a las distribuidoras tener enfrentados a los usuarios?
Call of Duty vs Battlefield: Señores si todos están muy bien hechos, son buenos productos, por qué estar enfrentados?, alguien tiene ambos?, por qué hay que elegir?

Existen más ejemplos como PSP o DS (experiencias totalmente opuestas), o PC vs Consolas. Este último especialmente sangrante, parece que la gente que utiliza sólo consolas es más tonta que los que sólo utilizan el PC… Existen confrontaciones que yo desconocía, por ejemplo o te gustan los RPGs o los FPS… De un tiempo a esta parte este comportamiento me parece muy significativo de como las empresas de videojuegos “juegan” con este tipo de tendencias en el mercado, y lejos de tratar de que desaparezcan, se potencian. Incluso nosotros mismos las potenciamos.

¿Qué justificaciones racionales hay detrás de todo eso?, muy pocas, porque el que afirme que la xbox 360 tiene peores gráficos de la PS3 pues bueno, se aleja creo de querer disfrutar los juegos y más bien se acerca a un comportamiento de justificación de compra, concepto que podréis encontrar en cualquier libro de psicología publicitaria. Todos tendemos a construir unos inquebrantables argumentos de compra para justificarnos, y si alguien los pone en duda o los critica, nos cabreamos. La industria apoya todo esto para tener siempre una base de clientes sobre la que calcular sus beneficios.

A veces se nos olvida de que va todo esto. Esto va de entretenimiento, de pasarlo bien, de disfrutar. Nos compramos una consola o un PC para jugar, y enseguida nos enfrentamos a nuestros amigos, y otros usuarios, queremos estar seguros de que disponemos de la mejor experiencia de juego, de los mejores gráficos, el mejor sonido, o sencillamente, el mejor juego y el más popular. Esa competitividad crece entorno a nuestra total inseguridad, la inseguridad lleva al miedo, y el miedo al lado oscuro de la fuerza, el hater.

La comodidad de no tener que empatizar con el de al lado y tratar de comprender sus puntos de vista también ayuda. La amplitud de la industria hace que en ella exista cabida para casi todo, desde juegos de baile hasta simulación de carreras de coches. El Gamefest fue un claro ejemplo de como personas que comparten una afición pueden tener dolor de cabeza al ver otras propuestas. Realmente estábamos separados, cada uno en nuestra parcela muy bien definida.

Poca gente se compra todos los periódicos para intentar extraer la realidad de lo que ocurre, es más cómodo situarse en una de las posturas, y no salir de ella. Me parece que en este negocio pasa lo mismo, se nos fuerza a elegir una postura, y a no querer ver lo demás. Los que quieren verlo todo son pocos, los que eligen y no se enfrentan son menos aún. Creo que al menos hay que ser consciente de ello.

Artículos relacionados
Mostrando 5 comentarios
  • Vincent Van Grog
    Responder

    Esto de las dualidades es un clásico: ¿PC o Mac? ¿iPhone o Android? ¿Madrid o Barça? ¿PP o PSOE? …y así podríamos seguir hasta el fin de los días. 

    Pareciera que al ser humano le es necesario tener un opuesto a lo que le gusta o lo que cree y luchar, criticar y vilipendiar a los que no piensan igual que el.

    Cuando la gente de a pie llegue a comprender que nada es mejor que nada en términos absolutos, que si a uno le va bien con un Android no quiere decir que el que use un iPhone sea un idiota, sino que simplemente a esa persona le va mejor ese aparato. Cuando los jugones comprendan que cada uno juega a lo que le gusta mas, y eso no tiene porque significar que los juegos de la “competencia” sean peores y las personas que jueguen a esos juegos sean imbéciles… bueno, cuando eso pase…

    …a quien quiero engañar, eso nunca pasará.

  • zzzerotime
    Responder

    Gracias por tu comentario. Que tontería todos estos enfrentamientos eh?, cuanta energía tiempo y dinero se pierde en estas cosas.

  • kein
    Responder

    Al final suele quedar siempre dos marcas o tendencias predominantes. El ser humano necesita esa dualidad, y si no existiera la crearíamos. Se podría considerar una cualidad endémica de la especie humana, que la obliga a la competitividad facilitando su crecimiento y evolución. El gran fallo de los humano, es creer que sus elecciones se basan en decisiones racionales, cuando en realidad somos imperfectos y usualmente nos vemos condicionados por agentes externos tomando elecciones no tan lógicas.

  • Twinsen
    Responder

    Todos creemos que nuestra decisión es la mejor. Esto es y ha sido siempre así. Si eso lo llevas a un mundo tan tremendamente inmaduro como el del videojuego la cosa se vuelve un circo. DIcho lo cual aprovecho para afirmar que los que jugamos en PC somos superiores a todo y a todos.

Escribe tu comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies