COLABORA EN NUESTRO PATREON

Steam liberaliza los descuentos

Las rebajas de Steam. El santo y seña del consumismo PORQUE SÍ, porque toca, porque está barato y me lo ponen en la cara mientras me muestran que mis amigos, esa gente a la que no conozco ni hablo, pero que son mis amigos de plataforma, ya lo han comprado. Bien, pues las rebajas no se van a acabar, pero parece claro que van a cambiar.

Steam ha “liberalizado” las ofertas. Ahora cualquier hijo de vecino con su juego en Steam podrá decidir cuándo y cómo rebajará su juego, aunque con algunas condiciones, como los Gremlins.

  • No se podrá tener un juego rebajado más de dos semanas.
  • No se podrá volver a rebajar ese juego (por parte del desarrollador) hasta pasados dos meses desde la anterior rebaja.
  • Que el juego se encuentre rebajado por el desarrollador no significa que se encuentre destacado en la página principal.

Tres sencillas reglas que, en principio, deberían evitar el spam masivo que podría suponer una constante avalancha de rebajas en la página principal. Lo bueno es que hay vía libre para que el desarrollador asigne el descuento que crea conveniente sin interferencia alguna por parte de Valve.Se está valorando la incursión de algún tipo de evento puntual en el que sí se destaquen estas ofertas en la página principal, pero en principio será el usuario quien tenga que buscarlas. Quizá la manera más “sencilla” sea la nueva pestaña de “actualizados recientemente”, pero quiero creer que con el tiempo habilitarán una pestaña concreta centrada exclusivamente en este apartado. Y ahora un par de reflexiones:Todo esto parece bueno, y personalmente creo que lo és, sin embargo me preocupa que el efecto-ofertas actual se acentúe aún más. No pocas veces veo comentarios en twitter, sobre todo referidos a juegos independientes, indicando que no lo van a comprar porque “ya saldrá en un bundle o en las ofertas de Steam”. Si a ese modo de pensar le sumamos la posibilidad de que el pequeño desarrollador se vea agobiado por unas bajas ventas iniciales y termine claudicando a las pocas semanas, podemos encontrarnos con una burbuja que infle los precios durante las primeras semanas para que luego el descuento no sea tan empobrecedor para el desarrollador.Valve tiene que ir pensando urgentemente en un serio lavado de cara para su plataforma. La abrumadora cantidad de features incluidas en los últimos meses unido a una interfáz que apenas ha tenido reformas en los últimos tiempos le está empezando a pesar a ese concepto tan laxo que és la usabilidad. Steam es hoy por hoy un complejo armario lleno de cajones difíciles de abrir, llenos de caramelos. Si quieren explotar verdaderamente todo el trabajo que están invirtiendo en mejorar las posibilidades de la plataforma, una pensada a su usabilidad se antoja apremiante.Una noticia y dos reflexiones de todo a 100. Un lunes. Se quejarán.VÍA: Gamesindustry

  1. El que las desarrolladoras tengan la potestad de decidir cuándo harán rebajas y cuál será el descuento está bien y para no caer en el consumismo desmedido y tampoco perderse nada lo ideal es utilizar la “Lista de deseados”, que además te manda mails cuando juegos en tu lista están de oferta, y combinada con las “recomendaciones” para descubrir juegos que te pueden resultar interesantes. El uso de estas 2 herramientas a mi me han ahorrado muchas compras compulsivas de juegos que se quedarán eternamente en mi biblioteca sin descargar ni una vez.

    1. Sin duda alguna es un método perfecto para no caer en una absurda vorágine de compras absurdas. Sin embargo no tengo claro que sea un método práctico para evitar el “ya saldrá en oferta o me espero al bundle de turno”. Personalmente creo que el problema de todo este asunto está ahí. Ojo, me centro únicamente en el sector independiente porque son los más perjudicados por este tipo de prácticas, pero en algunas ocasiones también se podría aplicar al lado más mainstream.

      En cualquier caso parece claro que el hecho de saltarse a Steam como “tasador”, pero seguir valiéndose de la plataforma para promocionar, parece un buen paso adelante.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *